Asistencia a clases

 ¿Cómo saber si mi hijo asiste a clases?

Ante este tipo de inquietud, como primer paso puede:

También es importante que evalúe el nivel de comunicación con su hijo, ya que cuando un padre tiene una comunicación estrecha y abierta se puede percatar más fácilmente de si su hijo acude o no a la escuela. Le invitamos a que reflexione sobre los siguientes cuestionamientos:

  • ¿Platico con mi hijo?
  • ¿Estoy atento a su conducta?
  • ¿Voy a la escuela?
  • ¿Conozco alguna de sus amistades de la escuela?
  • ¿Sé cuál es su horario?
  • ¿Conozco el calendario escolar?
  • ¿Veo que mi hijo hace tareas?
  • ¿El horario de entrada y salida de casa es variable?
  • ¿Mi hijo llega a casa y no platica nada sobre su escuela?

 

Si usted tiene respuesta afirmativa a alguna de las interrogantes, es un buen signo que refleja la comunicación con su hijo. Seguramente tiene idea de quién es y qué piensa. Con ello tendrá más elementos para actuar de la mejor forma, orientarlo, o dar solución a algún problema. En caso contrario, trate de informarse y de ser necesario, lleguen a acuerdos; no olvide poner límites a las conductas negativas, sin agredirlo.
Es importante que identifique algunos signos que puedan indicar que su hijo no va a la escuela, por ejemplo:

  • Llega con aliento alcohólico
  • Llega con los ojos rojos
  • Asiste a fiestas con mucha frecuencia
  • No pide dinero para comprar materiales y libros
  • No muestra sus cuadernos
  • No habla acerca de sus experiencias en clase ni de sus maestros
  • No trae libros de la biblioteca a la casa
  • Nunca tiene tarea
Portal de padres CCH

En caso de detectar alguna de las conductas negativas arriba señaladas, solicite apoyo al Departamento de Psicopedagogía del plantel; o si lo prefiere en alguno de los siguientes Centros: